17 de abril de 2020

Según la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, en la última semana se avanzó con la recolección final de la superficie de , con un volumen total de producción de 3,4 millones de toneladas, con un rinde promedio de 22,2 quintales por hectárea, el más alto de las últimas 20  campañas.

El área sembrada fue un 15,8% menor que la campaña pasada, pero la producción fue compensada por los altos rindes históricos.

Haciendo una regionalización de los rendimientos, en las zonas de mayor aporte, los núcleos girasoleros del norte del área agrícola, las regiones NEA (Producción: 577.459 toneladas) y el Centro-Norte de Santa Fe (509.328 toneladas), se destacan por  haber registrado rindes que superaron en 2 y en 1,5 quintales por hectáreas, respectivamente, respecto a los rindes alcanzados en el  ciclo previo.

Mientras tanto, al sur del área agrícola, los rindes el Sudoeste de Buenos Aires-Sur de La Pampa (645.591 toneladas) y el Sudeste de Buenos Aires (885.969 toneladas) no se han destacado debido al déficit hídrico, que predominó durante buena parte del ciclo del cultivo.

Dejar respuesta