18 de noviembre de 2020

La Cámara de Diputados dio media sanción al proyecto que busca alcanzar a los patrimonios, impulsado por el diputado Carlos Heller y Máximo Kirchner, y ahora sólo resta el tratamiento en Senadores para convertirse en ley.

La iniciativa tiene el rechazo de gran parte de los empresarios que ven cómo este impuesto impactará negativamente en la economía del país.

La propuesta legislativa aclara que se trata de un aporte “con carácter de emergencia y por única vez”. Es decir que, salvo que haya cambios a futuro, sería por única vez y alcanza a los residentes que tengan bienes (en el país o en exterior) cuyo valor supere los $200 millones.

Asimismo, los extranjeros deberán pagar por los bienes que tengan en la Argentina, siempre que su valor sea superior a los $200 millones. Por cierto, la base de determinación se calculará “incluyendo los aportes a trusts, fideicomisos o fundaciones de interés privado y demás estructuras análogas, participación en sociedades u otros entes de cualquier tipo sin personalidad fiscal y participación directa o indirecta en sociedades u otros entes de cualquier tipo, existentes a la fecha de entrada en vigencia de esta ley”.

Se estima recaudar aproximadamente $300.000 millones, que se destinará a paliar los efectos de la pandemia, compra de insumos y equipamiento de salud, apoyar a pymes, urbanizar barrios populares, obras para el envasado de Gas Natural de YPF, y para financiar el relanzamiento del plan Progresar para estudiantes.

Por último, restará que el Senado apruebe el proyecto y que sea publicado en el Boletín Oficial para conocer la fecha en la que se ponga en marcha la recaudación del impuesto.

Dejar respuesta